Vértigo, el abismo del Yo

Siddhartha, Herman Hesse
Seth Anderson/ CC Foto: Indra Kishinchand

En cierta ocasión, la madre de Hermann Hesse confesó que ella y su marido se sentían demasiado débiles para cuidar a su hijo, rebelde e inagotable; esta fragilidad, unida a la desobediencia del pequeño Hesse, provocaría en él una revolución interna, una tormenta de verano para la que era demasiado joven y, tal vez, demasiado ingenuo. Pero la ira y la impaciencia se canalizaron en palabras como las que pronuncia Siddhartha, un escrito basado en la vida de Buda que bien podría ser una autobiografía velada.

Sigue leyendo